Inicio  » Baul  » 243 funcionarios de veterinaria pasan a ser interinos al anularse sus plazas

243 funcionarios de veterinaria pasan a ser interinos al anularse sus plazas

Autor

Veterinaria.org

Fecha de publicación

06/05/2010

Resumen

Los 243 opositores de toda Castilla y León que en marzo del año 2006 aprobaron el concurso para ocupar una de las vacantes como veterinario de la Junta dentro de un proceso de consolidación de empleo temporal y estabilidad del Personal Sanitario, fueron nombrados funcionarios en 2008 y hoy, de la noche a la mañana, han pasado a ser interinos en virtud de una resolución judicial.

Artículo

Los 243 opositores de toda Castilla y León que en marzo del año 2006 aprobaron el concurso para ocupar una de las vacantes como veterinario de la Junta dentro de un proceso de consolidación de empleo temporal y estabilidad del Personal Sanitario, fueron nombrados funcionarios en 2008 y hoy, de la noche a la mañana, han pasado a ser interinos en virtud de una resolución judicial.

 


Algunos de los opositores que no aprobaron la prueba y otros que querían mejorar su baremación recurrieron el concurso oposición y, al correr del tiempo, la reclamación administrativa derivó en una resolución contencioso administrativa que la Junta no ha querido recurrir y que supone, en la práctica, que los 243 funcionarios dejan de serlo para convertirse en interinos. Acudirán cada día a su trabajo pero sin la seguridad laboral que garantiza la condición de funcionario de la que disfrutaban hasta ahora. Además, el Estatuto de la Función Pública prevé que ningún trabajador de la administración permanezca más de dos años como interino, una regla que no se cumple nunca pero no por ello tranquiliza a los afectados. Además, unos cuarenta, los que aprobaron la oposición en los últimos puestos, podrían perder, incluso, la condición de interinos.

En Burgos se concentran una treintena de los 243 veterinarios que aprobaron el concurso oposición y entre siete y nueve ven amenazado su trabajo, según explicaron a este periódico los propios afectados. La incertidumbre que tras este proceso judicial se cierne sobre estos veterinarios que lamentan que su problema ha sido, al final, «haber aprobado la oposición» ya que el recurso de los suspendidos les ha despojado de la plaza funcionarial. Todos los afectados, los 243, habían trabajado ya como interinos de las consejerías de Sanidad y Agricultura y Ganadería. Formaban parte de un cuerpo de unos 1.200 veterinarios al servicio de la Administración Regional que fueron regularizados en dos fases. Una primera en 2003 que habilitó a 700 veterinarios y la de 2006 en que aprobaron el concurso 243 más.

Su situación se ha dado a conocer a raiz de que la directora general de la Función Pública de la Consejería de Administración Autonómica, María José Heredia de Miguel hiciera pública la decisión de la Administración regional de acatar las sentencias de la Sala de lo Contencioso Administrativo de Valladolid, por la que se anulan las pruebas selectivas para el ingreso en el Cuerpo Facultativo Superior, Escala Sanitaria (Veterinarios) y se retrotrae el proceso selectivo al momento de inicio de la fase de concurso. Además, de cara a la apertura de un nuevo concurso se modifican las bases y la baremación.

Los afectados de toda Castilla y León se reúnen hoy en Valladolid junto con sus abogados para examinar las opciones legales que les quedan en defensa de su condición de funcionarios. En ese sentido, lamentan el que la Junta no les hubiera comunicado que se presentó un recurso administrativo contra el concurso por el que obtuvieron sus plazas, lo que les habría permitido participar en el proceso y defenderse a sí mismos; algo que creen que la Junta no ha hecho al negarse a recurrir las sentencias que anulan la oposición.
 
 

Fuente: El Correo de Burgos, 4/05/2010.



Comentarios